Un poco de historia La organización actual Red comercial Algunas cifras El equipo humano La apuesta por la calidad La senda de la innovación La seguridad, por principio La inquietud cultural Realizamos futuro

La seguridad, por principio

Todos los componentes, los equipos y las instalaciones de Enor se someten a rigurosos controles para garantizar la máxima calidad, de acuerdo con las más exigentes normas internacionales, y, por supuesto, el más elevado nivel de seguridad.

Nuestra preocupación por la seguridad se aprecia en dos ámbitos fundamentales: por una parte, la que atañe al usuario de nuestros productos; por la otra, la que se refiere a la seguridad de los trabajadores responsables de su instalación.

Sistemas y productos Enor están adaptados a las más exigentes normativas europeas, nacionales y autonómicas, al tiempo que disponen de homologaciones y certificaciones muy estrictas. Con ellas, ofrecemos todas las garantías de seguridad posibles a los usuarios. La preocupación por la máxima seguridad es tal que apostamos por la seguridad redundante: nuestros equipos incorporan dispositivos por duplicado, para prevenir incluso lo imprevisible.

Nuestro personal procede a una revisión continua de métodos para asegurar la seguridad de los trabajos. Dotado siempre con equipos de protección individual, su labor se enriquece con la colaboración de un servicio de prevención ajeno, responsable de múltiples inspecciones periódicas.

 

© Enor. Todos los derechos reservados.
Contacte con Nosotros    Información Legal